Interesante reflexión de algunos judíos

14 01 2009

Leo en el periódico digital Rebelión una carta de varios destacados judíos británicos en contra del ataque israelí a Palestina, donde hace una compareción explícita entre lo que hacen sus compatriotas y lo que hicieron los nazis. Me parece interesante que dentro de los propios judíos haya voces que entonen un grito en contra de la barbarie y sean capaces de llamar las cosas por su nombre.

Aquí les dejo un extracto:

Cuando vemos los muertos y los ensangrentados cuerpos de niños pequeños, los cortes de agua, de electricidad y de comida, recordamos el asedio del Ghetto de Varsovia. Cuando Dov Weisglass, asesor del primer ministro israelí, habló de poner a los habitantes de Gaza “a dieta” y el vice-ministro de Defensa, Matan Vilnai, habló de que los palestinos iban a experimentar “una mayor shoah” (holocausto), eso nos recuerda al gobernador general Hans Frank en la Polonia ocupada por los nazis que habló de “muerte por hambre”.

Anuncios




Mal comienzo de año…

13 01 2009

El Guernica de Picasso sigue de actualidad

El Guernica de Picasso sigue de actualidad

No hemos empezado bien el año. Todo lo contrario. Lo hemos empezado fatal. Ya venía mal desde la semana anterior a que acabase. Y ¿por qué? Porque en el lado Oriental del mundo las bombas, los disparos y los llantos de desesperación son la banda sonora diaria. Y parece que la barbarie, de momento, no tiene fin.

Mi primera pregunta al ver tal desastre fue: ¿Por qué ahora? No obtenía respuesta alguna. Luego pensé en la crisis económica internacional de la que todo el mundo habla y después me acordé de las miles de armas que guarda Estado Unidos en sus arsenales para ser vendidas. Y días después, que casualidad, leo esta noticia en El País. “Estados Unidos planea enviar armamento a Israel vía Grecia, aunque el Pentágono niega cualquier relación con el ataque a Gaza”. Menuda cara. No se me ocurre otra respuesta.

Aquí en Ecuador también han llegado las voces en contra de ese ataque. Sobre todo en Guayaquil, donde existe una importante comunidad de descendientes libaneses asentados en la ciudad. Ellos también se manifestaron frente al consulado de Israel para pedir el cese del asedio a los palestinos. Asedio y genocidio. Porque bajo la justificación de matar a los terroristas de Hamás, Israel mata a civiles, y no a uno ni a dos, sino a cientos y cientos de palestinos.

La opinión pública, esa pequeña gran super potencia de la que habló José Saramago durante las manifestaciones en contra de la guerra de Irak, se ha despertado de nuevo y ha salido a la calle para pedir a los dirigentes que eviten la masacre. En aquel momento no la escucharon, a pesar de lo alto que sonó, ahora parece que los políticos vuelven a sufrir de la misma enfermedad: sordera crónica y profunda, muy profunda.

Texto íntegro del Premio Nobel de Literatura, José Saramago, el 15 de marzo de 2003 en Madrid durante las manifestaciones en contra de la guerra de Irak.